Para el desarrollo de la propia comunidad y la mejora de las condiciones de habitabilidad de los territorios y las comunidades, empleando estrategias de empoderamiento personal y colectivo y facilitando el  desenvolvimiento en el medio de colectivos desfavorecidos.